Las divisas son formas de dinero emitidas por los gobiernos que se negocian habitualmente en opciones binarias y Forex.

Con la excepción de la Unión Europea, que utiliza una divisa común (el euro), cada país tiene su propia divisa.

Al hacer trading con opciones binarias nunca se opera con una sola divisa, sino que se empareja con otra divisa o materia prima.

Todo par de divisas está compuesto de una moneda base y otra cotizada. Tomemos el par EUR/USD como ejemplo. Si la tasa de mercado actual del EUR/USD está en el 1,3946, significa que 1 euro está valorado en 1,3946 dólares – en este ejemplo, el euro es la divisa cotizada, utilizando el dólar estadounidense como referencia.

Algunas divisas son más fuertes que otras porque se negocian más. A éstas se las denomina divisas principales, e incluyen el euro, el dólar estadounidense, el yen japonés, la libra esterlina británica, el dólar canadiense, el dólar australiano y el franco suizo.

Si el valor del precio de mercado del EUR/USD sube, significa que el dólar estadounidense se ha debilitado, o que el euro se ha fortalecido. Si el valor del precio cae, solo puede significar que el euro se ha debilitado frente al dólar.